Get Social With Us
Marketing de guerrilla: gasta poco consigue mucho | Fiebre Creativa
21731
post-template-default,single,single-post,postid-21731,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-2.2.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

Marketing de guerrilla: gasta poco consigue mucho

En 1886 nació la Coca-Cola y tan solo siete años después apareció Pepsi. En 2004 nació Facebook y dos años después Tuenti. En 1998 Google y en 2008 Duckduckgo, al que recomiendo no quitar ojo. Por último, en 2009 nació Uber y cuatro años más tarde Lyft. Los segundos hacen “lo mismo” que los primeros y a ninguno de ellos, ni a sus creadores, les ha ido o les está yendo nada mal.

Hoy quiero dejaros algunos ejemplos reales de marketing de guerrilla. Esta corriente del marketing consiste en realizar acciones poco convencionales con la finalidad de llamar la atención de la audiencia, provocar reacciones y dejar huella en la mente del público. Publicidad económica o encubierta son otros significados que se le han aportado.

¿Pero es el marketing de guerrilla solo para Startups? Cada vez más, las grandes marcas y compañías buscan publicistas con talento para gastar poco y conseguir mucho.

Lucas Jatoba es un chico que estuvo viviendo 3 años en Barcelona. Cuando tuvo que dejar la ciudad, quiso agradecer a sus habitantes todos los buenos momentos que allí había pasado. Se subió a la azotea de un edificio cogió 20 globos de helio con 20 entradas a espectáculos por toda la ciudad y los hizo volar. Al portal de venta de entradas Atrápalo le gustó tanto la idea, que le ofreció a Lucas repetir la experiencia con 250 entradas con la única condición que en el video debía verse que las entradas eran de este portal. A Atrápalo le supuso un coste de 250 entradas y el video fue reproducido más de un millón de veces.

Huge Machine. Coca-Cola es una de las compañías que más ha sabido explotar esta tendencia en el marketing. Instaló máquinas expendedoras con su tipografía característica que decían “Abrázame”, no ponía nada más ni había opción de meter monedas. Al recibir un abrazo la máquina, expendía una lata de su refresco favorito. El coste fue muy bajo y el video reproducido casi 2 millones de veces.

Tinder vs Gap. Los fundadores de Tinder cuando empezaron vieron que su mayor oportunidad estaba en los Campus Universitarios y sus “party colleges”. Se recorrieron varios de ellos ofreciendo a guapos y guapas hacerse perfiles en Tinder. Luego llenaron el Campus con pegatinas con estos perfiles y fueron a las hermandades de chicos gritando que más de 200 chicas como esas estaban esperando y a las hermandades de chicas haciendo lo mismo. En una semana pasaron de 5.000 a 20.000 usuarios.

Pero ahora es contra Tinder con quien se están empleando estrategias de guerrilla. Recientemente la firma de ropa Gap, creo perfiles en Tinder ofreciendo descuentos e invitaciones a sus rebajas y su “party panths”. Llegando a cientos de millones de usuarios geolocalizados cerca de sus tiendas.

Upplication. Es uno de los casos mas ‘startuperos’ que conozco. Como el mismo explico en su blog. En 2014 durante el salón mi Empresa, consiguieron hackear las pantallas del Palacio de los Deportes de Madrid durante toda la duración del salón. Esto, junto con otras estrategias les llevo a conseguir sus primeros cien clientes y lo mejor de todos. Durante 3 días, entre 15.000 y 20.000 asistentes estuvieron viendo su marca y logo en pantalla.

En resumen, todos estos y muchos más son solo algunos ejemplos de cosas que podemos hacer para conseguir usuarios y clientes para nuestros productos. ¿Vale todo para conseguirlo?